Colegio Sagrado Corazón Fundación Igareda
Colegio Sagrado CorazónFundación Igareda

Un año más hemos celebrado el día de la Paz toda la comunidad educativa. El 30 de enero es una fecha muy señalada en nuestro calendario escolar pues, en torno a varias actividades que realizamos en el aula los días previos y entorno a un acto en el patio del colegio, todos reflexionamos, soñamos y recordamos que la Paz en el mundo es posible.

 

Desde 1964 se hace esta conmemoración por iniciativa de Lorenzo Vidal, un maestro de Palma de Mallorca y se eligió esta fecha el 30 de enero por ser el aniversario de la muerte de Mahatma Gandhi, el artífice, el inventor de la resistencia pacífica a la no-violencia como método de hacer la revolución frente al poder colonial.

 

Esta jornada se basa en el principio de que todos los hombres –sin distinción de raza, ideología, nacionalidad, lengua o religión- somos hermanos, ciudadanos de la misma tierra y en consecuencia estamos y sentimos la llamada a ser más humanos, a amarnos, a vivir la no-violencia y trabajar por la paz. Creemos y queremos ser constructores de fraternidad, constructores de Paz.

 

Este año las actividades realizadas han girado en torno a una leyenda japonesa que dice que si construyes 1.000 grullas de papel (origami) lo que desee tu corazón se cumplirá y a la historia de Sadako Sasaki, una niña víctima de la bomba atómica de Hiroshima que sólo llegó a 644 grullas y su sueño de curarse nunca se vio cumplido. Hemos realizado nuestra grullas de papel portadoras de nuestros deseos de un mundo mejor. Los alumnos de 5º y 6º de primaria han enseñado a los más pequeños de infantil.

 

Entre todos hemos deseado la Paz en el mundo, bajo el mismo lema que versa bajo la estatua de Sadako:

 

“Este es nuestro grito

Esta es nuestra plegaria

¡que haya PAZ en el mundo!”

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio Recomendar esta página Recomendar esta página
© Colegio Sagrado Corazón. Fundación Pedro Alcántara Igareda y Balbás.